miércoles, 27 de abril de 2011

Oda a la vida retirada.

Qué descansada vida
la del que huye del mundanal ruido,


Roto casi el navío,

a vuestro almo reposo



Un no rompido sueño,
un día puro, alegre, libre quiero


Despiértenme las aves
con su cantar sabroso no aprendido


Vivir quiero conmigo,
gozar quiero del bien que debo al cielo


El aire del huerto orea
y ofrece mil olores al sentido


Téngase su tesoro
los que de un falso leño se confían


A mí una pobrecilla
mesa de amable paz bien abastada
me basta


tendido yo a la sombra esté cantando

A la sombra tendido,
de hiedra y lauro eterno coronado,


puesto el atento oído
al son dulce, acordado,


del plectro sabiamente meneado.



7 comentarios:

Graciela dijo...

Un bálsamo total.
No sabía que seguías por allí, disfruta cada segundo de esa paz sublime.
"...un día puro, alegre, libre quiero", no sabes cuánto lo necesito!

(Las fotos cada vez mejores. Eres una gran fotógrafa y aún no lo asumes por completo!!!)

Besos para todos!

Hotel Existencia dijo...

Realmente se respira paz y tranquilidad, no tengo ninguna duda respecto a su poder de curación.
Las fotografías son realmente preciosas.
En fin, disfruta lo que puedas, porque nos vemos pronto.

Erna Ehlert dijo...

Que serie de fotos más bonita has puesto.

Mermaid Lullaby dijo...

Sí, curada he llegado. Espero que me dure esta paz interna. Los "agentes externos desestabilizadores" suelen ser tan numerosos y agresivos, que desgraciadamente, cuando llevamos un día trabajando, ya se nos han olvidado las vacaciones. Voy a respirar hondo e intentar hacer que esto dure... Ommmmm.

Erna: me encanta verte por aquí. Tú sí que haces fotos preciosas! Aunque has de reconocer, que el paisaje mallorquín te lo pone fácil... Willkommen und bis bald!

Cronopias dijo...

Curioso, las dos sirenas y Fray Luis. Hermosa coincidencia y hermosísimas fotos.

Mermaid Lullaby dijo...

Pues ya estamos las tres sirenas y Fray Luis. En estos paisajes y con estas palabras tan sabias, que suenan a gloria bendita, hasta las sirenas se apuntan al secano.
Viniendo de la compañera de un artista de la fotografía, tu opinión sobre mis fotos también me sabe a gloria bendita. Gracias.

Mermaid Lullaby dijo...

Aprendí de memoria la "Oda a la vida retirada" de niña, en el cole. Mi profesor de literatura, don Fermín Juanto Manrique, era muy aficionado a hacernos aprender de memoria sus poemas preferidos, Nunca se lo podré agradecer bastante. Ahora voy andando por estos parajes y cada dos o tres pasos me sale un verso de Fray Luis, de la forma más natural y espontánea. Y la música de las palabras me va acompañando todo el camino.