martes, 30 de marzo de 2010

Misterios en la red.



A veces ocurren cosas muy, muy curiosas.
Ayer recibí un correo de Erik.
¿Que quién es Erik? Pues es un chaval de 17 años que admira a Mª del Mar Bonet. Parece que ha heredado esa admiración de sus abuelos, que la escuchaban en su casa desde que él era un niño.

Pues bien, el domingo pasado, él, que vive en Barcelona, estaba también en Valencia, en el concierto. Y no sólo eso: también estaba a nuestro lado cuando, al finalizar, conversamos con Mª del Mar, y ella le autografió una foto a Marina. Sólo que entonces no sabíamos que Erik era Erik. Ni que admiraba tanto como nosotras a Mª del Mar. Tanto la admira que lleva su página en Facebook.

A Erik, la escena que protagonizamos Marina, Mª del Mar y yo le pareció muy tierna, y después de llegar hasta este blog por cauces misteriosos, se presentó a través de un e-mail ("...soy Erik, y ayer contemplé esa escena. Qué tierno todo!..."), y me pidió permiso para citar mi blog en su página.
Por supuesto que se lo di. Y allí está.
Quiero darte las gracias, Erik, desde aquí, y decirte que sí, que probablemente seguiremos en contacto a partir de ahora.

(Estas cosas que a veces ocurren en la red me parecen un verdadero milagro...)

4 comentarios:

Hotel Existencia dijo...

Es ciertamente curiosa la anécdota que cuentas. Posiblemente esas casualidades se produzcan a cientos todos los días pero, seguramente, sus protagonistas se quedarán sin tener conocimeinto de, hasta que punto, por causa del azar, sus vidas se han cruzado. Quizá es que no prestamos suficiente atención a los detalles o quizá, simplemente,no tenemos por qué hacerlo. Lo cierto es que, para bien o para mal, la tecnología contribuye a que seamos conscientes de ello; a veces de las formas más inverosímiles.
Gran poder el que está en nuestras manos. Deseo, con todo mi corazón que seamos capaces de administrarlo.
Besos

Mermaid Lullaby dijo...

Lo que dices me ha recordado a una película, una comedia romántica que se titula en español "Dos vidas en un instante" ("Sliding doors" en inglés) ¿La conoces? Es el remake inglés de "La vida en un hilo". Está protagonizada por Gwyneth Paltrow y John Hannah, el de "Cuatro bodas y un funeral". Muestra las dos posibles vidas que podría tener la protagonista según la decisión de un instante, y plantea cuestiones como la teoría del caos o el "efecto mariposa". Y a la vez es una comedia romántica.
Por cierto: muy apropiada para las vacaciones, ...

Graciela dijo...

Este joven Erik se dio a conocer y por eso tu lógica sorpresa.
A veces pensamos que quienes leen nuestros blogs son sólo las personas que nos dejan un comentario o se anotan como seguidores. Pero seguramente hay muchos otros "Eriks" en el mundo virtual, que nos conocen sin que tengamos plena conciencia de ello.
Cuando reflexionamos sobre esto, comprendemos que manejamos una herramienta poderosa, como bien señala Inma.
Mi amiga chilena Gloria, hace poco más de un año, escribió una nota en su blog titulada "Prohibido Prohibir" sobre Mayo del 68', las utopías y la realidad en Chile, que distaba mucho de aquellos ideales. Su blog no es muy popular, sin embargo, su post fue incorporado en uno de los diarios más importantes de Chile y luego se lo publicaron en un diario alemán. Se armó tal revuelo, que ella quedó tan "asustada" que casi ha dejado su blog. No estaba preparada para esa repercusión.
¿Tú crees que estarías preparada?
Es difícil saberlo.

Mermaid Lullaby dijo...

Buena reflexión, Graciela. No, creo que no estaría preparada. En realidad, cuando escribo en este blog lo hago pensando en un pequeño "público" de amigos (o más bien amigas) conocid@s. Si me parase a pensar en la cantidad de gente que lo lee (a juzgar por las visitas diarias que quedan registradas), me asustaría un poco, o al menos me pensaría mucho más las cosas a la hora de publicar. Así que mejor no pensar demasiado, no? Todo aquello que coharta la libertad de expresión no puede ser bueno.